27 de Abril de 2021 12:05

Ángel Comizzo de cumpleaños: su mortal patada en el fútbol mexicano, su convivencia con Diego Maradona en Italia 90 y el título de Universitario en 2013 (VIDEO)

Ángel Comizzo de cumpleaños: su mortal patada en el fútbol mexicano, su convivencia con Diego Maradona en Italia 90 y el título de Universitario en 2013 (VIDEO)

Por: Aldo Cadillo / andre.cadillo@nixlat.com
Twitter: @aldo_cadillo
 

A horas de su duelo ante Defensa y Justicia por la segunda fecha de la Copa Libertadores, el técnico de Universitario de Deportes Ángel Comizzo está de cumpleaños. Con 59 temporadas encima, el exportero ha mostrado su talento bajo los tres palos. Levantando títulos como jugador con River Plate y Monarcas Morelia, su mayor logro futbolístico fue el subcampeonato en el Mundial de Italia 90

Compañero de Diego Maradona, estratega campeón en Perú y México, Ángel Comizzo siempre se ha caracterizado por tener un temperamento peculiar. Nacido en Reconquista, provincia de Santa Fe, destacó rápidamente en Talleres de Córdoba y fue comprado por River Plate. Ahí se volvió leyendo consiguiendo los títulos de Primera División 89/90 y el Torneo Apertura 91, pero, por “incompatibilidad de caracteres” con el entrenador Daniel Passarella, se divorció del plantel y se fue al Tigres de México.

▶️ TAMBIÉN LEECopa Libertadores: Universitario y el plan de trabajo previo al partido con Defensa y Justicia
 

Mortal patada en el fútbol mexicano

De carácter fuerte, y quizá también brindado por ello seguridad en su portería, a Ángel Comizzo se le recuerda en el país del tequila básicamente por dos cosas: un campeonato con Monarcas Morelia y una brutal patada cuando era guardameta del León. Tomando para muchos más relevancia la acción que el título, la jugada sucedió en la Final del Invierno 97. León se medía ante Cruz Azul, en el que sería el último título de la ‘Máquina Cementera’. En la delantera estaba el mítico atacante Carlos Hermosillo, segundo máximo goleador en la historia de la Primera División de México y también quinto máximo anotar de su selección. En duelos de ida y vuelta, el primer cotejo favoreció a Cruz Azul por 1-0; mientras que, la definición tuvo a León por encima y, a raíz de ello, se forzó el tiempo extra. Es en ese momento en que todo pasó.



Mil fábulas se han contado sobre por qué el árbitro Arturo Brizio no le mostró la tarjeta roja a Ángel Comizzo sí cobró penal. La respuesta más repetida, entre los amantes del fútbol mexicano, es que cuando ocurre la acción, el portero argentino insulta al juez por sancionar la jugada, en ese momento el silbante le responde: “La tuya, y te quedas (en el arco), para que te metan a ti el gol. Y te lo adelanto, si la paras lo repito. Así de sencillo”. 

El relato de venganza fue resuelto por el mismo Arturo Brizio años después. El árbitro, obligado a aclarar su tarjeta amarila, confesó que no vio la jugada por completo y que solo sancionó por instinto. 

“Es una jugada en dos tiempos, realmente es un balón muy elevado, que yo no pierdo de vista lo que pasa abajo, y veo a Comizzo aventarse como en el fútbol americano sobre Hermosillo, en ese momento yo marco el penal, justo en ese momento a mi izquierda está Paco Palencia que me dice ‘penal’, entonces yo volteo y le digo que está marcado, y es en ese momento cuando baja el pie Comizzo y lesiona a Carlos, cosa de la cual yo no me percaté”, comentó Brizio. Lo cierto es que, tras ver el rostro de Carlos Hermosillo cubierto con un líquido rojo, algún remordimiento tuvo que haberle ocasionado. La jugada continuó, Hermosillo se limpió la cara de sangre, se colocó un parche y anotó la falta. Título para Cruz Azul, y una anécdota más en la maleta de Ángel Comizzo.

Una tarde de tiros libres con Diego Maradona

El relato ahora nos ubica en el año 1990. Terminado el Torneo Argentino 89/90, el portero campeón con River Plate, Ángel Comizzo, se retiró a su finca en Reconquista para pasar las vacaciones. Alejado de los reflectores del fútbol, la luz volvió a caer sobre él cuando desde Italia informaban sobre la lesión del arquero titular Nery Pumpido. A 13 mil kilómetros de distancia una voz le habló por teléfono y le preguntó “cómo andaba” y que “contaba con él para que viaje a Italia”. Era Carlos Salvador Bilardo que, en una charla breve, le contó sus planes y le pidió que vuele hacia Roma. Fabulas también alrededor, se dice que Ángel Comizzo solo aceptó la propuesta pues Bilardo le dijo que él sería titular; aunque, en declaraciones al diario ‘Clarín’, antes de abordar el vuelo que lo llevo de Ezeiza a Roma, el guardameta brindó una entrevista dejando en claro que él estaba “a la disposición del entrenador”.

Anécdotas de aquel subcampeonato, Ángel Comizzo nunca disputó un solo minuto y, para ser más precisos, tampoco estuvo sentado en la banca de suplentes. Pero, en el archivo fílmico más grande del mundo, YouTube, se puede ver en blanco y negro como Diego Maradona practica tiros libres con Ángel Comizzo. “No me vas hacer gol”, comentó Comizzo ante el primer disparo de ‘El Diego’. Maradona respondió a todo pulmón: “Me está desafiando, eh. Me está desafiando”. En algunos remates Comizzo interviene para detener el esférico, en otros se queda dando saltitos mientras la pelota llega a la escuadra y, en muy pocas, le devuelve el habla a Maradona.





Con la gente de prensa detrás del arco de Ángel Comizzo, Diego Maradona, que tiene pleno control de la pelota, remata en dirección a los periodistas. “Ese gol fue para nosotros”, dice una inquieta voz mientras el balón toca la red y se estira sobre la ubicación del profesional. Con dos minutos de grabación, las acciones ocurrieron antes del duelo contra Yugoslavia por cuartos de final y tanto Maradona como Comizzo, al menos por esa tarde, no se preocuparon en nada más que en el esférico.

Universitario y su último título nacional

El último título que ganó Universitario reposa en el trabajo de Ángel Comizzo. Con la política de austeridad instaurada, los cremas contaban con José Carvallo en el arco, Diego Chávez, Néstor Duarte, John Galliquio y Edwuin Gómez en la defensa, Ángel Romero, Rainer Torres, Christofer Gonzales y Diego Guastavino en el mediocampo y Sebastián Fernández y Raúl Ruidíaz en la delantera. Con ese esquema base se enfrentó a Garcilaso por la definición del Título Nacional.

Con partidos de ida y vuelta, Garcilaso se coronó en Espinar por 3-2 y Universitario venció 3-0 en Lima, por lo que tuvieron que recurrir a un tercer partido. Disputado el miércoles 18 de diciembre en Huancayo, el resultado fue 1-1 tras goles de John Galliquio y Rolando Bogado. De ahí en más que el campeón salió de la tanda de penales. En ese punto la figura de José Carvallo se hizo gigante. Con dos tiros atajados y uno desviado, el guardameta siempre se lanzó en dirección del balón. Pero, tras los fallos de sus compañeros Miguel Ximénez y Ángel Romero, fue el defensor Néstor Duarte el que convirtió el tanto del título. 

Con 23 años la responsabilidad cayó sobre Néstor Duarte. Su tanto encierra todos los momentos de la ‘U’ campeón: reivindicación de los jóvenes, que habían tomado protagonismo en ese plantel, sobreponerse al escollo del mal momento financiero y la confianza que depositó en él el entrenador Ángel Comizzo, artífice intelectual del último título nacional de los cremas.