(ESPECIAL) Chile campeón de la Copa América Centenario

25 diciembre 2016, 21:26 Hrs.

La selección sureña conquistó la Copa América Centenario confirmando su buen presente. Con figuras rutilantes como Arturo Vidal, Alexis Sánchez, Claudio Bravo, entre otros; el equipo de Pizzi se postula como el mejor de la historia de su país.

Chile de oro. El equipo de Juan Antonio Pizzi revalidó el título obtenido en su casa en el 2015 con una nueva conquista en la Copa América Centenario, celebrada en Estados Unidos. Con actuaciones rutilantes, como aquel recordado 7-0 de cuartos de final frente a México, los sureños lograron dominar el continente. En su mejor presente, los especialistas califican a esta generación como la mejor de su historia.

Grupo para crecer

Chile compartió el grupo D con Argentina, Panamá y Bolivia. En el papel, los mapocohos se presentaban como firmes candidatos para ganar la zona y clasificar cómodamente. Sin embargo, el sorteo quiso que el primer partido sea una reedición de la final pasada frente a Argentina. Sin Messi por lesión, los dirigidos por Martino doblegaron a los sureños por 2-1 con goles de Di María y Ever Banega.

En la segunda fecha, el equipo aun no terminó de cohesionarse; sin embargo, supo lograr un polémico triunfo frente a Bolivia por 2-1. La controversia se instauró debido al dudoso penal que fue cobrado por el árbitro Jair Marrufo sobre el final del encuentro cuando aun iban empatados. Arturo Vidal lo cambió por gol y encaminó la clasificación de la 'estrella solitaria'.

El tercer encuentro fue un trámite frente a Panamá tras vencerlo por 4-2 con mucha comodidad. Este fue un resultado importante porque representó la aparición del equipo en su máximo esplendor. Vargas (2) y Sánchez (2) se encargaron de sellar el pase a la siguiente ronda.

El camino hacia el título

Una marea roja se presentó en el Levis's Stadium de Santa Clara. Los dirigidos por Pizzi jugaron un partido memorable y humillaron a México por 7-0. Una actuación formidable de todo el equipo que dejó sin palabras al mundo entero. Sánchez, Puch (2) y una rutilante performance de Vargas (4) configuraron el marcador.

El clima no ayudó al espectáculo pero si a la alegría roja. Chile venció a Colombia por 2-0 con goles de Aránguiz y Fuenzalida en los diez primeros minutos del encuentro y clasificó a la final. El rival: otra vez Argentina.

Con un Messi sobresaliente, los de Martino llegaron a su tercera final consecutiva y repetirían el resultado: con la cara triste recogiendo la medalla de plata. Chile neutralizó al 10 del Barcelona y envió el partido a los penales. Messi y Biglia erraron para darle su segunda corona a los chilenos.