La Liga

28 de Abril de 2021 14:15

Diego Simeone de cumpleaños, tres anécdotas de su infancia para entender al líder que siempre quiere ganar (VIDEO)

Diego Simeone de cumpleaños, tres anécdotas de su infancia para entender al líder que siempre quiere ganar (VIDEO)

Por: Aldo Cadillo / andre.cadillo@nixlat.com
Twitter: @aldo_cadillo

En el aniversario de su cumpleaños 51, Diego Simeone, estratega del Atlético de Madrid, busca hacer lo imposible otra vez: ganar LaLiga imponiéndose al Real Madrid y al Barcelona. Con el Cholismo como idea de juego, aquella corriente futbolística en la que prima una defensa fuerte, un contraataque mortal y una ética de trabajo inquebrantable, hace seis años, durante la temporada 2013/2014, lo consiguió: sobreponerse a los reyes del fútbol española. Ahora, siendo líder, y con dos puntos de ventaja sobre el Real Madrid y el Barcelona (los culés tienen un partido menos), solo le restan cinco duelos para llevarse el campeonato: Elche, Barcelona, Real Sociedad, Osasuna y Valladolid. Lo más seguro es que su encuentro de visita contra los blaugranas defina LaLiga, pero hay una batalla que Diego Simeone ya ganó: la mental.

Su padre cuenta que Diego Simeone siempre fue un obsesionado del fútbol. Tal fue así que su primera palabra fue “gol”. Además, narra su progenitor en un video en YouTube, una vez le regalaron un fuerte con soldados y apaches. Diego Simeone niño los tomó, los desarmó y los volvió a colocar realizando un sistema táctico. Estas dos, sumadas a otras tantas anécdotas, muestran el lado más pasional del ‘Cholo’. Dueño también de un temperamento fuerte, una mentalidad positiva y una obsesión por ganar siempre, tres recuerdos de su infancia definen al hombre que está por hacer lo imposible otra vez.

▶️ TAMBIÉN LEERicardo Gareca: “Renato Tapia tiene todas las condiciones para jugar en Real Madrid o Atlético de Madrid”

Mira bien esta cara 

Son incontables las anécdotas que definen la personalidad del ‘Cholo’ Simeone. Aunque existe una que marca su temperamento y su forma de resolver problemas. Confesando a la cámara de “The Coaches Voice”, el argentino una vez rebeló que es “muy cabeza dura” cuando quiere algo y que siempre “lucha hasta el cansancio hasta conseguirlo”. Para un hombre que en cada rezo le pide a Dios energía, terminar agotado parece una acción imposible. Dueño de un temperamento fuerte, cuando tenía 17 años tuvo que valerse de ese carácter para lograr su cometido: viajar sin que le cobren el pasaje.

Contada por Antonio Mohamed, el ‘Turco’ narró como él y Diego Simeone se vieron envueltos en una situación complicada cuando entrenaban con la selección sub20 de Argentina. Llegando temprano a la sede de la AFA, pues desde ahí los iban a llevar al centro de entrenamiento, al cabo de treinta minutos de espera entraron en pánico: los convocados se habían ido antes que ellos llegaran. 






“Nos pusimos pálidos y rápidamente nos dimos cuenta que tuvimos mal la hora del encuentro”, menciona Mohamed. “Corrimos al metro, llegamos a la estación central y de ahí tomamos dos autobuses para tratar de alcanzar al equipo “, recuerda presuroso entre risas en un programa televisivo. Fue ahí cuando el carácter y convencimiento de Diego Simeone intervinieron. Con 17 años se dirigió al microbusero y, con temperamento, habló fuerte y directo, relata Antonio Mohamed. “Mira bien esta cara. Un día seré futbolista profesional. Jugaré por Argentina. Seré una estrella. Recuerda mi nombre y el de él también. No te olvides de nosotros. Solo necesitamos un pequeño favor”, menciona Mohamed.

La anécdota termina en que llegaron tarde al entrenamiento; pero, al relatar todo el periplo al técnico Carlos Pachamé, este conversó con Carlos Salvador Bilardo, estratega de la mayor, que, fascinado por su esfuerzo, los invitó a ejercitarse con la selección mayor.

La música del ‘Cholo’

Cuando Diego Simeone tenía 10 años, su profesor de música lo eligió como encargado de la banda del colegio. El maestro, hábil con el piano, no podía dirigir y tocar a la vez. Por ello, encontrar al alumno ideal era fundamental. “Una vez le ordené que se hiciera cargo de la banda mientras yo tocaba el piano. Tenía que darle las señales a los otros alumnos en los instrumentos de percusión”, cuenta Bruno Amasino, pero Diego Simeone fue más allá. Preparándose para el cargo, el ‘Cholo’ se autodenominó como director de la orquesta y empezó a ensayar con sus compañeros. “Le gustaba decir que era el director, aunque no se tratase precisamente de una orquesta. Pero Diego fue excepcional liderando el grupo”, recuerda Amasino.

“El hombre me eligió para hacer de director de orquesta y había chicos más grandes que yo”, menciona Diego Simeone en uno de los tres libros autobiográficos que ha publicado. En esas mismas páginas relata que su profesor de música, hincha acérrimo de Ferrocaril Oeste, una vez lo cuestionó por sus notas: “Diego, ¿qué estás haciendo con tu vida?”, me dijo enojado, “tus notas no se ven bien”. Y el ‘Cholo’ respondió tranquilamente, “profe, no dude de mí. Seré futbolista”, describe. Consultado por el episodio, el maestro de música todavía recuerda ese momento: “Mi primera reacción fue decirle que no viviría de eso (el fútbol). Ahora cuando lo veo, todavía me rio de falta de confianza”, termina.

Decisiones importantes

Estando en el primer equipo de Vélez Sarsfield, Diego Simeone tuvo que tomar una de las decisiones más importantes de su carrera futbolística sin consultarlo con nadie. Ajeno a la conectividad de estos tiempos, un joven Simeone de 19 años fue abordado por su agente con la propuesta de ir a jugar al Pisa FC de Italia.
“No había celulares ni nada, por lo que no pude llamar a mis padres para saber qué pensaban”, relata Diego Simeone. Acostumbrado a tomar las decisiones sobre su vida, este tema era mayor a cualquiera que haya tenido antes. Se trataba pues, de la oferta formal de un club extranjero, lo que significaba, también, alejarse de la familia.

Con tan solo 15 minutos para tomar una decisión, Diego Simeone recordó a todos los futbolistas argentinos que habían estado en la Serie A, rememoró todas las fotos que tenía de ellos recortadas de los periódicos y, sin entender por completo el cambio, aceptó. “No tenía ni idea de a dónde iba. Incluso no me había dado cuenta que en Europa era invierno cuando en Argentina era verano, por lo que no empaqué apropiadamente”, precisa.

Y hoy, con 51 años cumplidos, nuevamente está cerca de demostrar una vez más el liderazgo que tiene llevando al Atlético de Madrid a otro título de LaLiga. Declarando que busca ser “un equipo molesto para los superpoderosos”, habría que plantearse hasta qué punto este cuadro ‘Colchonero’ dejó de ver el banquete de los grandes desde los jardines del castillo, para empezar a pensar que, quizá, ya tiene un puesto en la mesa de los mejores clubes del mundo. 

Con frases tan emblemáticas como: “Lo único que no es negociable es el esfuerzo” o “El corazón puede cancelar el presupuesto”, el ‘Cholo’ Simeone guía partido a partido a sus dirigidos con su voz, sus gestos y sus manos; esas mismas manos que se levantaron cuando era niño para ser director de orquesta y que ahora se elevan para posicionarlo como uno de los mejores estrategas del fútbol.